Exprime la Navidad: cómo hacer que tu negocio venda más durante estas fiestas

ventas negocio navidad

La Navidad es la época más entrañable del año, y el momento perfecto para reunirnos con aquellos con los que no solemos hacerlo, para celebrar el transcurso de un año más y de, sobretodo, rascarnos el bolsillo entre cenas, regalos y cotillones.

Por esto último, estas fiestas suponen la ocasión ideal para que las empresas hagan en diciembre su agosto particular, y aunque ya a nadie escape el potencial de negocio que la Navidad supone, es importante exprimir al máximo las posibilidades mercantiles que supone.

Os mostramos algunos consejos que os ayudarán a exprimir al máximo los réditos navideños:

A quien madruga…La Navidad cada vez comienza antes, y en cuanto a marketing se refiere podríamos definir su inicio justo después de otro de los hitos más importantes en lo que a posibilidades de negocio se refiere, recientemente hemos adoptado como nuestro: el black friday; teniendo en cuenta que esta fecha coincide con el último fin de semana de noviembre, desde los últimos días de ese mes es imprescindible volcarse con la campaña navideña.

Ojo con los descuentos. Si a los positivos efectos que la Navidad proporciona a las ventas le sumamos la promoción de algunos productos en forma de descuento, estos pueden llegar a multiplicarse; lo ideal es hacerlos únicamente a partir de un elevado volumen de compra, pues para lo demás ya están las rebajas de enero.

Prestar especial atención a las redes sociales. No es ningún secreto que para que una empresa tenga éxito en el mercado actual es fundamental su presencia en redes sociales. Sin embargo, durante la Navidad es especialmente importante prestarles atención y dedicarles más tiempo a fin de que los ávidos consumidores encuentren nuestros productos.

Que la demanda no menoscabe el servicio. La Navidad traerá hasta nuestro negocio (físico u online) a muchos más clientes, y saber manejar este flujo de compradores ofreciendo un servicio adecuado es lo mínimo que cualquier empresa que se precie puede hacer; para ello, será fundamental incorporar a personal nuevo que cubra nuestras necesidades como negocio.

Pon tu negocio «de largo». Si para las reuniones navideñas nos ponemos especialmente guapos, nuestro negocio no ha de ser menos; será imprescindible decorarlo y adecuar su estética a las fechas en las que nos encontramos.

Al bolsillo desde el corazón. No es casualidad el repentino ataque de afecto que parecen sufrir las campañas publicitarias en navidad: apelar a los sentimientos es una fórmula muy rentable de llegar hasta un comprador especialmente sensible en estas fechas.