Oficina virtual: la opción perfecta para emprendedores y autónomos

oficina_virtual

Cada vez son más las personas que deciden emprender su negocio y trabajar desde casa o desde cualquier parte del mundo. Por este motivo, es importante tener una oficina virtual adecuada.

En el siguiente artículo se explicará qué es una oficina virtual, a qué se debe su auge y qué empresas encajan con este modelo. A continuación, se desarrollarán las diferentes ventajas que supone contar con una oficina virtual: flexibilidad, ubicación, reducción de costes, imagen de marca, servicios especializados y mucho más.

Ventajas de contratar una oficina virtual

Si estás empezando tu negocio online, o deseas emprender pronto, debes tener en cuenta que implica una serie de gastos fijos. Necesitas desde la maquinaria adecuada y un equipo de trabajo hasta un local adecuado para desarrollar la actividad empresarial cómodamente y con éxito.

En muchas ocasiones, el alquiler de un local, contratar la luz, el teléfono, Internet, los gastos por el mobiliario, etc. resultan sumamente costosos y desaniman a los emprendedores. Hoy en día existen alternativas para negocios con pocos recursos y mucha ilusión: las oficinas virtuales. Se trata de una alternativa perfecta si quieres ahorrarte una serie de gastos mensuales y anuales.

Estos son los principales beneficios de ponerte en manos de un espacio para autónomos y pequeñas empresas.

Flexibilidad de tiempo gracias a la oficina virtual

En primer lugar, hay que tener en cuenta esta cualidad. Si eres propietario de una empresa, la flexibilidad de tiempo te resultará sumamente necesaria. Esto puede ser porque requieres viajar y llevar contigo el trabajo, o bien, poder hacerlo desde tu casa.

Para aquellos que desean liderar su vida y ser sus propios jefes, una de las razones principales de dicha decisión es la necesidad de disponer de más tiempo libre. Contar con una oficina virtual te ayudará a distribuir mejor tus horas, programar tus labores sin tener que descuidar tus prioridades y acudir a reuniones con tus grupos de interés. Podrás distribuirte las horas de tu jornada laboral como prefieras.

Ubicación privilegiada

Otra de las grandes ventajas es que puedes acudir de forma presencial únicamente un par de veces a la semana o al mes, es decir, solo cuando sea necesario. Y, además, este tipo de oficinas siempre cuentan con una buena ubicación para hacer reuniones.

La mayoría de los edificios que cuentan con oficinas virtuales están en ubicaciones comerciales, que son ideales para emprender un negocio y crear conexiones de valor.

Asistentes profesionales

Actualmente el capital humano es tan importante como el material. De ahí que sea una gran ventaja contar con secretarias que tengan su propio equipamiento de comunicaciones y trabajen desde cualquier ubicación.

Disponer de un profesional que sea tu asistente puede ahorrarte tiempo y hacer más simple tu trabajo día a día. Asimismo, es una forma de ceder a un profesional la gestión de tus llamadas para que las canalice. Y si lo necesitas, también podrán llevarte tu agenda de trabajo.

Ahorro de dinero y esfuerzo

Evitarás gastos en renta de inmuebles, en contratación de personal y también en renta de equipo de computación y su pertinente mantenimiento. Con esto, conseguirás reducir los costos y brindar precios más competitivos para tus productos o servicios. Es una excelente manera de mejorar la productividad, ser más rentable y competitivo en el mercado.

Todo esto conlleva además un ahorro de esfuerzo, ya que trasladarse todos los días a una oficina es costoso. Sobre todo en las grandes ciudades, donde el tráfico y el precio del transporte resultan contraproducentes.

Mejora del medio ambiente y de la salud

Cada vez más profesionales evitan desplazarse para acudir a cada reunión. Esto ocasiona que haya menos vehículos circulando y, por tanto, un entorno menos contaminado. También ayuda a reducir el estrés laboral, ya que para trabajar solo basta con un ordenador que tenga conexión a Internet y un teléfono para poder contactar a tus clientes y proveedores.

Con el Centro de Negocios Italia 113 tienes a tu alcance una solución para algunos de tus problemas. Puedes escoger desde despachos y salas acondicionados, a espacios amueblados y totalmente equipados con la última tecnología, así como soporte administrativo, de secretariado y recepción. Apuesta por una alternativa innovadora, que te permitirá trabajar cómodamente y con todas las herramientas necesarias para hacer crecer tu empresa.

En resumen, contar con una oficina virtual para tu negocio es una solución de lo más eficaz e inteligente. Sobre todo si te encuentras en la etapa de inicio, expansión o desarrollo. Con este método, evitas gastos de mantenimiento y contratación. El principal objetivo de su implantación es facilitarte un espacio de trabajo adaptado a tus necesidades que te permita minimizar los costes de instalación e inversión. Y es una gran oportunidad para conseguir contactos y conocer gente que también está emprendiendo en su propio negocio. Te permitirá aprender de profesionales con experiencia e intercambiar conocimientos.